Jimena y Nicolás. Nico y Jimena. Podrían ser dos nadadores más de nuestro Club, pero la realidad es que ellos son los dos primeros deportistas que van a representar a Gredos San Diego en unos Juegos Olímpicos.

No son los Juegos Deportivos Municipales ni una competición federada. No es un Campeonato Autonómico ni un Europeo. No. Son los Juegos Olímpicos. Ellos dos son la representación palpable de que lo imposible se puede conseguir, que lo extraordinario se ha convertido en nuestra rutina y que nuestro techo está a la altura de lo que cada uno de los componentes del Club quiera soñar.

Este hito en la historia de nuestro Club no llega por casualidad, sino que es fruto de una labor meticulosa, colosal, rigurosa. Llevada a cabo con la misma cantidad de profesionalidad que de pasión, ambas premisas combinadas en un maravilloso equilibrio que hace que nuestro Club sea tan especial.

Este año viajaremos a Tokio, pero nunca debemos olvidar nuestros orígenes. Somos un Club Deportivo nacido de la necesidad de un grupo de aventureros que a medidos de los años 80 deciden formar una cooperativa de enseñanza para salvaguardar sus puestos de trabajo.

Y en ese contexto nace el CLUB DEPORTIVO BÁSICO GREDOS SAN DIEGO, un club de barrio, un club que en ese estado incipiente solo afectaba al Colegio GSD Vallecas y su entorno. Hoy, el mundo, es nuestro patio de recreo.
Sin embargo, ese entusiasmo fue el germen del gigante en el que se ha convertido el CLUB DEPORTIVO GSD.
200 inscritos en los primeros tiempos, 1000, 5000 hasta llegar a los 10000 deportistas que conformaban nuestro Club cuando la pandemia generada por la COVID 19 azoló a todos los sectores de la sociedad.
Pero, ¿cuál ha sido el secreto? ¿Cómo hemos llegado a tener, no uno, sino dos deportistas clasificados para unos Juegos Olímpicos?.

La irrupción de GSD como Club Deportivo de referencia a nivel nacional tiene muchas claves que nos han llevado a esta posición. Una situación que no solo es respaldada desde GSD, sino que un organismo como el Consejo Superior de Deportes nos ha concedido el Premio Nacional del Deporte por la labor de fomento deportivo que desarrollamos.
En el deporte podemos encontrar diferentes clasificaciones dependiendo del tipo de ámbito al que hagamos referencia, deporte escolar, deporte base, deporte competitivo, deporte adaptado, deporte de élite. También lo podríamos calificar como deporte individual, colectivo, atlético, gimnástico, de combate.

Podemos encontrar a GSD en cualquiera de estas modalidades que enumeramos. Ofreciendo a cada niño, a cada persona lo que necesita para su desarrollo o diversión. Desde un deporte no competitivo hasta los programas de entrenamientos de los deportistas de élite. En este último caso, las familias deben adaptar sus costumbres a las necesidades de entrenamientos de los deportistas.

Y entre ambos extremos, y durante toda la horquilla de actividades que podemos encontrar en el Club, las personas son las protagonistas. Nuestros niños son lo fundamental de nuestro trabajo y todos se sienten importantes en sus grupos o en sus equipos. Sabemos lo complicado de vencer en un Campeonato, y no digamos, llegar a unos Juegos Olímpicos. Pero lo que no nos cuesta nada, es conseguir que nuestros alumnos mantengan siempre esa ilusión por practicar deporte. Tenemos la obligación de formar grupos que perduren en el tiempo y eso siempre pasa por que, en cada entrenamiento, en cada competición, los deportistas disfruten de lo que hacen.

Esta satisfacción por la práctica deportiva pasa por una figura indispensable, alguien fundamental en la formación de cualquier deportista. El eje donde se vertebran los valores y las consignas que trasmite el Club con las necesidades de los deportistas. Los entrenadores. Son figuras capaces de detectar el talento de los niños y de ayudar a desarrollar al máximo las cualidades y aptitudes de cada uno de ellos. Son confidentes, son formadores, son psicólogos, son amigos, son profesionales.
Muchos de los grandes proyectos que se han desarrollado y se están desarrollando en el Club Deportivo GSD han partido de la imaginación de alguno de ellos. Su capacidad de innovar, desarrollar o proponer iniciativas son uno de los mayores activos que tiene este Club Deportivo.

Una temporada tan atípica como la 2020-2021 nos ha traído una de las mayores alegrías de nuestra historia. Pero bajo estas circunstancias, la cantidad de inscritos ha quedado reducida a un tercio de lo habitual y, sin embargo, lejos de desmoralizarnos por esta realidad, hemos aprovechado para rediseñar nuestro Club.
Las buenas ideas deben ser capaces de aprovechar todos los escenarios para mejorar, incluso las situaciones más críticas deberían servirnos para reflexionar, para encontrar las enseñanzas que se desprendan de ellas y sacar conclusiones para afrontar el futuro.

Por eso, en este Club hemos aprovechado el tiempo que nos ha faltado en otras temporadas para modernizar las áreas que eran propensas a hacerlo, estableciendo unos mayores estándares de calidad para afrontar el futuro con más ilusión que nunca y con las energías totalmente renovadas para que este sueño no haya sido la culminación del viaje si no el punto de partida para todo lo bueno que está por llegar.

Creemos en nuestro club y nos apasiona lo que hacemos. Si te gusta soñar, eres de los nuestros.

Matías Pérez de Virgilio, Coordinador del Club Deportivo GSD Vallecas

Como siempre, les animamos a compartir esta aventura, esta auténtica locura con nosotros.

Bienvenidos Club Deportivo GSD, SENTIMIENTO NARANJA.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here