CECU celebra la feria «Just Original» en GSD Vallecas

0
101

La Confederación de Consumidores y Usuarios (CECU) celebró este martes la feria «Just Original», por la cual pasaron centenares de jóvenes madrileños para aprender sobre los riesgos derivados para la salud, la economía y los derechos de los consumidores de la compra de falsificaciones.

«Yo pensaba que las falsificaciones y estafas eran casos aislados, pero han ido poniendo ejemplos, como el de las colonias, que nunca había visto tan claros, y me parece importante que esto se cuente porque puede haber gente como yo que no sepa que está tan extendido», dijo Diego, alumno de 4º de la ESO de Colegio GSD Vallecas.

Además de en España, el proyecto «Just Original» se ha llevado a cabo en Italia y Bulgaria, con financiación de la Oficina de Propiedad Intelectual de la Unión Europea (EUIPO). Según el último informe de situación sobre la vulneración de la propiedad intelectual de esta oficina, publicado en 2020, las falsificaciones cuestan a los Gobiernos de toda la Unión Europea unos 15 mil millones de euros al año, por la reducción en la recaudación de impuestos y cotizaciones.

En la feria estuvieron presentes, además, la Asociación Nacional de Perfumería y Cosmética (Stanpa), la Asociación Española de Normalización (UNE) y GSD Educación. Desde CECU, destacaron que, además de los daños económicos, la compra de falsificaciones conlleva riesgos potenciales para los consumidores, que van desde la pérdida de derechos, como el de garantía, hasta problemas de salud. Muchos de estos productos no cumplen con las respectivas normativas y pueden contener sustancias químicas que causen efectos nocivos, o tener fallos en el funcionamiento mecánico o electrónico que provoquen accidentes graves, aseguró la Confederación.

“Cada año, el sector español de la perfumería y la cosmética pierde casi mil millones de euros debido a las falsificaciones. Esto no solo se traduce en un problema económico y en la destrucción de 8.000 puestos de trabajo anuales, sino también en un problema de salud. Los perfumes falsificados tienen una composición muy distinta a los originales, y en su formulación pueden encontrarse componentes tóxicos o prohibidos. Nuestra responsabilidad es destacar el esfuerzo que realiza la industria en materia de I+D para fabricar productos innovadores, seguros, sostenibles y de mayor calidad, algo que nunca va a poder garantizar una falsificación”, afirmó Pilar García, directora técnica de Stanpa.

Aunque en general la ciudadanía europea es consciente de los riesgos para la salud, seguridad y la economía de la compra de falsificaciones; los jóvenes requieren formación e información para comprender sus efectos negativos y cómo identificarlas antes de su consumo. Para eso, «Just Original» ha desarrollado un manual en varios idiomas con información accesible, ha desarrollado formaciones a pares con cientos de jóvenes y ha creado una campaña en redes sociales liderada por los estudiantes de los distintos países.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí